martes, 7 de febrero de 2017

Mini bundt de fresas con vinagre balsámico





Que esté hoy aquí contándoros las maravillas de estos riquísimos bizcochos con trocitos de fresas maceradas en vinagre balsámico, es porque os quiero mucho y creo que si hacéis estos mini bundt el día de los enamorados vais a quedar como reinas y reyes.

Y lo digo desde ya, que os conozco, por supuesto el vinagre no se aprecia en absoluto una vez que las fresas han sido maceradas.

Como os decía ya podéis decir que os quiero mucho, porque estoy a dieta y esto es una tortura inhumana sabiendo lo buenos que estos mini bundt de fresas están.




Y es que tengo que editar fotos viendo estas delicias y recordar la maravillosa sensación de morder un bizcocho tan tierno y encontrarte trocitos de rica fresa macerada.
Y vosotros pesaréis, no sin razón,  que no es para tanto y que soy un poco exagerada.
Pues bien, tenéis razón, soy exagerada y me gusta dramatizar.
Me gusta mucho quejarme aunque luego soy dura y aguanto lo que sea.
En casa hay una tradición, muy tonta, desde que las niñas nacieron y es que si alguien se queja en casa de algo, por un golpe, porque tiene un examen al día siguiente, porque esta muy cansado….por cualquier cosa.
Tiene que haber una respuesta de alguien, que grite desde el otro lado de la casa:

¡¡Pooooobrecita!!

Porque sino, ya os digo que, la que o el que se esté quejando no va a parar, hasta oírlo.
Es una costumbre que empezó siendo las niñas muy pequeñas y a la que los papás nos hemos sumado, se que es ñoña, pero, ¡oye! Como  gusta que cuando te quejas por algo, alguien se de por enterado y te grite: pobrecita, desde del otro lado de la casa…

La receta es de mi querida Ana de Cook the cake, se la vi el año pasado y me enamoré, cuando quise hacerla no había fresas así que la aplacé para este año y aquí la tenéis.
Ya sabéis que Ana tiene unas recetas siempre de escándalo y lo más importante que siempre salen bien. Y aunque esto debería ser la norma, mis queridas, esto por desgracia no es siempre así.



MIS CONSIDERACIONES:
-       No quiero que pienses en ningún momento que si no tienes estos moldes no puedes hacer la receta, usa un molde de pan, de esos alargados y altos o bien un molde redondo de unos 22/24cm .
-       Además ahora venden en casi cualquier sitio moldes de silicona conformas estupendas a un precio fenomenal.
-       Si quieres puedes usar un molde de Bundt normal de 10 tazas.
-       El vinagre que he usado es balsámico o de Módena.
-       Si no tienes o no quieres usar este vinagre por lo que sea,  puedes usar vinagre de manzana o el que tengas en casa o zumo de naranja o limón. En definitiva necesitamos un ácido que haga que la fresa suelte el jugo.
-       Yo usé aceite en lugar de mantequilla, así que si quieres usar mantequilla tendrás que poner 220 gr y batir en la batidora con el accesorio pala junto al azúcar hasta que esponje.
-       Me gusta usar de vez en cuando aceite, porque me gusta el sabor, menos colesterol y porque se hace todo mucho más rápido.
-       He hecho algún cambio más, como no poner la hierbabuena y hacer un glaseado de limón.



INGREDIENTES:

Para los mini bundt:
180ml de aceite de oliva suave o de girasol
300 gr. de azúcar
3 huevos tamaño L
Ralladura de 1 limón
240 gr. de harina
½ cucharadita de bicarbonato
½ cucharadita de sal
225 gr. de yogur griego natural sin azúcar
340 gr de fresas cortadas en cubitos
50 gr. azúcar
3 cucharadas de vinagre balsámico
1 cucharada de miel

Para el glaseado:
100gr de azúcar glas
Un chorrito de limón hasta conseguir la textura deseada.
Si necesitas más, haces un poquito más, que yo lo hago a ojo ;D



ELABORACIÓN:

En un bol ponemos los 50gr de azúcar, la miel, las fresas picadas y el vinagre,  lo dejamos macerar al menos media hora.
Precalentamos el horno a 180 grados.
Engrasamos bien el molde que vayamos a usar.
Tamizamos la harina, junto con el bicarbonato, la sal y la ralladura de limón.
En un bol con la ayuda de unas varillas batimos bien el aceite y el azúcar, después vamos añadiendo uno a uno los huevos e integrando bien.
Agregamos unas tres cucharadas del juguito que ha sobrado al escurrir las fresas.
Alternamos la harina con el yogur griego empezando con la harina y terminando con ella.
Ponemos la masa en el molde y horneamos unos 25/30 minutos si hacéis mini bundt y si lo haces en un molde normal de Bundt o en un molde de pan o redondo unos 40/45.
De todas formas estad atentos y pinchad con una brocheta para comprobar que sale limpio.

Pasado ese tiempo dejamos sobre una rejilla unos 10 ó 15 minutos y luego desmoldamos.
Dejamos enfriar y listo para merendar o desayunar un bonito día de los enamorados.

Si tenéis alguna duda podéis dejármela aquí en el blog o en alguna de mis redes ya sea en FB o en IG.
Si os ha gustado os animo a compartirla en algunas de vuestras redes que eso me ayuda a mi a crecer y a vosotros ya que así no la perderéis, al final de la receta tenéis los botoncitos.

Como siempre os dejo con el verdadero pedacito de cielo:
Estudia constantemente este libro de instrucción. Medita en él de día y de noche para asegurarte de obedecer todo lo que en el esta escrito. Sólo entonces prosperarás y te irá bien en  todo lo que hagas.” Josué 1:8

Se os quiere!!