lunes, 6 de junio de 2016

Tarta de Oreos y chocolate





 Tarta de Oreos ¿puede haber algo más rico en el mundo?
¿Hay algo que te incite más a probar una tarta que una Tarta de Oreos?
¿Es posible no acertar con una tarta infantil si la haces de Oreos?
¿Es posible que tu sobrino de 9 años te quiera aún más si le haces una Tarta de Oreos?
A las tres primeras preguntas la respuesta es no y a la cuarta la respuesta es si.



Tenía que hacer una tarta para mi sobrino, mis concuñadas (¡que palabra!) le ponían la mesa dulce con su decoración y golosinas y yo me ocupaba de la tarta y los macarons. Todo iba en tonos azules bebé y eléctrico.
Tenía muchísimas ganas de dos cosas de hacer esta tarta de oreos y de hacer una Drip Cake así que sólo tuve que sumar dos y dos…jejeje. si te gustan este tipo de tartas no te pierdas esta Tarta de Chocolate y Naranja
La receta de esta tarta es de mi querida Silvia Megasilvita, desde que la vi  publicada por estas fechas el año pasado tenía unas ganas tremendas de hacerla, siempre he sabido que las recetas de Silvia son acierto seguro, que si algo no pasa la prueba de calidad no la sube al blog, como debería ser pero por desgracia no siempre es así. Pero si además en mi estancia en Rota para dar los talleres de macarons, puedo probar su Pastel Colibrí, su Tarta de manzana y su Pastel de caramelo y crema y su Tiramisú entonces la certeza pasa a ser absoluta, porque todas y cada una de ellas estaban deliciosas.

Esta tarta es riquísima y si te gustan las oreo más. No es una tarta ligera para que nos vamos a engañar, pero siempre tienes la opción de cogerte una porción pequeñita, porque es absolutamente deliciosa.
Yo he hecho solo un cambio, en vez de poner una buttercream he puesto una Swisse Meringue Buttercream (SMBC) de chocolate blanco.

Ahora pasamos al tema de las Drip Cake,  que vienen a ser tartas que chorrean o gotean. No tenía ni idea de como hacerla, así que una vez más tiré de mi amiga Ana´s Cake que es toda una autoridad haciendo este tipo de tartas, de hecho da talleres que son una maravilla donde explica todos su trucos y tips para que te salga una tarta de escándalo.
Como siempre estuvo paciente conmigo, porque yo me ataco mucho y le doy muchas vueltas a las cosas y ella es muy prisillas lo hace todo en un plis, pero ya le digo yo que lo suyo no es normal. Si quieres ver más tartas Drip pásate por su página que tiene muchas y muy bonitas.


TIPS :
-Todos los ingredientes deben estar a temperatura ambiente salvo que se indique lo contrario.
- Es mejor hacer los bizcochos con un día de antelación, se asientan, ganan en sabor y se trabaja mejor con ellos. Puedes congelarlos también, quedan muy jugosos.
- El SMBC de chocolate blanco también lo puedes adelantar, sácalo una hora (con este calor) antes de la nevera, si ves que no tiene buena textura bátela un poquito y lo recuperará enseguida. Pero asegúrate de que está a temperatura ambiente o se te cortará.
- Si se corta y no consigues recuperar la crema, que a veces con este calor ocurre, llévala al frigo unos 15 minutos y vuelve a batir.
- El SMBC se congela muy bien, para descongelarlo déjalo a temperatura ambiente que se descongele y una vez que lo esté si es necesario bátelo un poco para que recupere la textura.
- Corta los bizcochos con una lira para igualarlos cuando estén fríos del frigorífico  te resultará más fácil.



BIZCOCHO DE OREOS
INGREDIENTES.
 (Para dos moldes de 18 cm)
Ingredientes:
115gr de mantequilla.
220gr de azúcar.
2 huevos L.
200gr de harina.
1 y 1/2 cucharadita de levadura química.
150ml de leche.
10 galletas oreo troceadas.
1 cucharadita de esencia de vainilla.
Una pizca de sal.

ELABORACIÓN:
Precalentar el horno a 170ºC arriba y abajo con ventilador. Engrasar los moldes con spray desmoldante y colocamos un disco de papel de horno en la base.
En el bol de la batidora  ponemos la mantequilla con el azúcar hasta que la mezcla blanquee y suba esto te llevará  dos o tres minutos. Si no tienes batidora tipo KA puedes usar una batidora de doble varilla.
Añadir los huevos uno a uno, sin añadir el siguiente hasta que el primero se haya integrado bien.
Tamizar la harina con la levadura química y la sal e ir incorporando alternando con la leche, comenzando con la harina y terminando con la harina, sin parar de mezclar  muy suavemente. No batas en exceso, ya que desarrollarías el gluten y la masa quedaría gomosa y llena de túneles.
Añadir la esencia de vainilla
Con una espátula de silicona y con movimientos envolventes, añadirle los trozos de galletas oreo.
Repartir la masa en los dos moldes y hornear durante unos 25 a 30 minutos aproximadamente o hasta que al pinchar con un una brocheta, esta salga limpia.
Deja  enfriar en el molde sobre una rejilla  10 minutos y después desmolda con cuidado y envuelve en film. Reserva en el frigorífico.

PARA EL BIZCOCHO DE CHOCOLATE:
INGREDIENTES:
Para dos moldes de 18cm.
80 ml de aceite de oliva suave.
250 gr de azúcar.
150 gr de harina.
50 gr de cacao en polvo.
2 cucharaditas de levadura química.
Una pizca de sal.
2 huevos.
150 ml de leche.
1 cucharadita de pasta de vainilla.
150 ml de agua hirviendo.

ELABORACIÓN:
Precalentar el horno a 170ºC arriba y abajo con ventilador. Preparar el molde con spray desmoldante y un disco de papel de horno en la base.
Esta receta al llevar aceite la puedes hacer solo con las varillas de mano.
Mezclar el aceite con el azúcar y los huevos.
Tamizar la harina con el cacao y la levadura química y la pizca de sal y añadirla a la mezcla anterior.
A continuación añadir la leche y la vainilla. Por último el agua caliente y mezclar hasta integrarlo todo.
Repartir la masa en los dos moldes y hornear durante unos 25 a 30 minutos aproximadamente o hasta que al pinchar con una brocheta, esta salga limpia.
Dejamos enfriar en el molde sobre una rejilla unos 10 minutos y pasado este tiempo desmoldamos con cuidado y envolvemos con film y reservamos.

SWISSE MERINGUE BUTTERCREAM DE CHOCOLATE BLANCO:
INGREDIENTES:
Con esta cantidad tendrás para rellenar y cubrir la tarta. Probablemente te sobre un poco, pero aguanta muy bien en la nevera y se congela estupendamente.
200gr de claras (pueden ser pasteurizadas).
400gr de azúcar.
600gr de mantequilla.
200gr de chocolate blanco.
2 cucharaditas de esencia de vainilla (opcional).
Colorante blanco (opcional).

ELABORACIÓN:
Fundimos el chocolate blanco en el microondas a golpecitos de calor y reservamos.
Ponemos al baño maría o a fuego muy lento las claras con el azúcar sin parar de remover con unas varillas. Cuando la mezcla  llegue a 55 grados o al tocar la no notes el azúcar, pásala al bol de la batidora con el accesorio de las varillas y bate a máxima velocidad  hasta que el merengue baje a unos 40 grados más o menos, básicamente hasta que notes el bol tibio.
Cambia al accesorio de la pala y añade la mantequilla que debe estar a temperatura ambiente y cortada en trocitos poco a poco a velocidad baja, ya que no queremos meter aire en la crema.  Si no tienes batidora tipo KA sigue con las varillas.
Al añadir la mantequilla puede que llegue un momento en que parezca que la crema se corta,  que no cunda el pánico, es completamente normal, sigue batiendo y en un momento se volverá sedosa.
Llegado a ese punto añadimos el chocolate fundido que ya estará atemperado  y batimos unos minutos hasta que veamos que está perfectamente integrado. 



MONTAJE:
Pon un disco para montar tartas “pegado” al plato giratorio con un poco de crema. Sobre el disco pon otro pegote de crema para que al poner el bizcocho de Oreos este se pegue, coloca una par de cucharadas o tres de SMBC  de chocolate blanco y añade unas cuantas galletas oreo troceadas al gusto. Después coloca un bizcocho de chocolate y así hasta terminar con los bizcochos y la crema.
Asegúrate de que la tarta está recta y llévala al frigo al menos 15 minutos, pasado este tiempo aplica la capa tapamigas. Esta capa se aplica de manera tosca, queremos sujetar las migas para luego aplicar una capa final. Después de aplicar esta capa refrigérala unos 20 minutos.
Aplica la capa final, pon crema de manera generosa para cubrir la tarta y después con la ayuda de una rasqueta ve quitando el exceso de crema hasta dejarla lisa.
Para decorarla puedes usar una ganache de chocolate blanco, de chocolate negro, caramelo salado, lo que se te ocurra. Yo he usado macarons bicolores, merenguitos, lacasitos, sprinkles de colores. Para dar altura a la decoración he usado chocolate blanco y unos sprinkles.

Pero tengo algo que decir, estas tartas se ven mucho, muchísimo por la red, y me encantan, pero no se trata de poner de todo y cuanto más mejor en cuanto a la decoración.
 Es verdad que estas tartas tienden a ser recargadas, tanto como te guste. Pero todo tiene que tener un sentido estético y guardar cierta armonía y respetar las proporciones.
Vamos que se vea armonioso y no un “totum revolotum”.

Espero que os haya gustado y que la hagáis, si es así etiquetadme en las fotos para que las vea que me hace mucha ilusión. Si tenéis dudas os respondo encantada aquí o en mi página de FB Un pedacito de cielo.
Como siempre os dejo con el verdadero pedacito de cielo:
“Por el contrario, sean amables unos con otros, sean de buen corazón, y perdónense unos a otros, tal como Dios los ha perdonado a vosotros por medio de Cristo” Efesios 4:32