martes, 6 de octubre de 2015

Nude Cake de Limón y Arándanos




Hola cielit@s, esta Nude Cake de Limón y Arándanos…es…es…que os voy contar que no sepáis los que me conocéis. Mi pasión por los arándanos azules es bien conocida, y caso de estudio de los especialistas en la materia, vamos especialistas en  obsesiones.

Si no sabes de que hablo, pasa a leer este Bundt Cake deArándanos azúles.



Me ha costado hacer esta tarta tres veces, porque aunque me encantaba cuando la probaba la proporción de levadura no estaba correcta y no os la podía traer así.

Imaginaros que sufrimiento he pasado teniendo que hacer una Nude Cake de Limón y Arándanos por tres veces!!

Una tortura atroz de la cual no sé si me he recuperado, quizás tendría que hacerla otra vez para constatar que está perfecta…

Esta tarta la hice para el cumple de mi hermano que fue en Junio,
ya, ya sé que no es una tarta muy varonil, pero es que estaba inspirada y mis rosas malvas en todo su apogeo…
Estuve de pruebas todo el verano, mis invitados de julio y agosto han tenido el mismo postre, nadie se ha quejado, también os digo, por eso no ha visto la luz hasta ahora.

Y es que el limón y los arándanos combinan de maravilla potenciando sus sabores mutuamente, si ya lo rematas con una crema de queso no muy dulce como está pero consistente…es el acabose!

La receta es del blog de Sally´s Baking Addiction.





INGREDIENTES:

Para el Bizcocho:

230grs de mantequilla sin sal en punto pomada.

250grs de azúcar.

100grs de azúcar moreno.

4 huevos L

360grs de harina con impulsor o preparado para bizcochos, lleva levadura y bicarbonato.

15gr de bicarbonato.

1 Cucharada (15ml) de extracto de vainilla.

240ml de Buttermilk (o 230ml de leche entera y 10ml de zumo de limón o vinagre)

La ralladura más el zumo de dos limones medianos.

260grs de arándanos frescos o congelados.

1 Cucharada de harina extra.

Para la crema de queso:

400grs de queso Philadelphia (yo prefiero esta marca).

200grs de azúcar glas.

200grs de mantequilla en punto pomada.

Extracto de vainilla o la vaina de una vainilla, al gusto.

DECORACIÓN:

Moras.

Arándanos.

Flores naturales sin tratar.

Tiras de limón confitado.





ELABORACIÓN:

Bizcochos:

Para un molde de 18cm, yo use moldes de layer bajitos, te saldrán 4 capas, pero si tienes uno alto para layer te vale igual.

Precalentar el horno a 180 grados, yo prefiero poner menos grados y más tiempo para evitar que me hagan montañita (150/160 grados) y en la parte baja del horno.

Pon spray en los moldes y un disco de papel de horno en la base.

Mezcla la leche entera y el zumo de limón y reserva.

Bate la mantequilla con la pala de tu amasadora, añade los azúcares y luego uno a uno los huevos y la vainilla.
Añade la ralladura y el zumo de los dos limones.

En un bol grande pon la harina, el bicarbonato y la sal, tamízalos y reserva.

Incorpora la harina alternando con el buttermilk comenzando con la harina y terminando con ella también.

Enharina los arándanos para que no se vayan al fondo del bizcocho, pero con cuidado para que no se te rompan y tiñan de azul tu tarta.

Incorpóralos con mucho cuidado con la ayuda de una espátula por el mismo motivo.

Divide la masa en los moldes y hornea por 25 minutos o hasta que al insertar una brocheta esta salga limpia.

Saca los bizcochos del horno y ponlos sobre una rejilla unos diez minutos, después desmolda con cuidado, envuélvelos en film y guárdalos en la nevera, yo suelo hacerlo la noche anterior porque luego se manipulan muchísimo mejor.


Crema de Queso:
La que siempre hago es la de Belén de Cupcakes a Go Go, no es nada dulce y es lo suficientemente firme. Puedes usar un pelín de goma xantana si ves que no tiene suficiente cuerpo, pero no abuses de ella que si no coja una textura gomosa que no es muy agradable.

Pon la mantequilla y bátela hasta que esté cremosa, añade el azúcar glas y bate unos minutos hasta que blanqueé. Ten cuidado y tapa la batidora si no quieres que tu cocina y tú misma acabéis decorados.

Añade el queso, bien frio de la nevera, mezcla lo justo a velocidad media alta, no te pases porque si lo haces se te cortará la crema de queso. Pero si lo haces como te digo quedará de lujo. Esta crema también la utilicé para este Red Velvet Cheesecake y pude trabajarla con manga y todo.

Refrigérala para que coja más cuerpo, de hecho yo la suelo hacer el mismo día que los bizcochos.



Montaje: 

Pon un bizcocho sobre el plato de presentación, bocabajo y extiende una porción de queso crema, procura poner la misma en todas las capas, usa una cuchara de servir helado por ejemplo, no seas escasa con la crema de queso que no es muy dulce y está deliciosa. Pon el resto de las capas, si rebosa un poco de crema al poner los bizcochos al final la extiendes con una espátula, que esta tarta es así vintagerústica que es como yo me denomino.

Por último haz una coronita con los arándanos y las moras, dispón las flores como más te gusten. Yo aproveché que tenía unas tiritas de limón confitado y se las puse también, es que en el frigorífico de una repostera bloguera hay de todo, a veces parece la chistera de un mago, y es que yo me niego a tirar nada y siempre pienso como puedo utilizar todo.

Espero que os guste y la disfrutéis es realmente deliciosa y os lo digo con el corazón en la mano, no habla mi obsesión, no.


Como siempre os dejo con el verdadero pedacito de cielo:

“Sobre todas las cosas cuida tu corazón, porque este determina el rumbo de tu vida.”

Proverbios 4:23








Image and video hosting by TinyPic