sábado, 25 de abril de 2015

MACARONS DE MOJITO #RETOALFABETODULCE





Un mes más volvemos con el #Retoalfabetodulce creado por mi amiga Ana de Cook the Cake, este mes el ingrediente elegido ha sido a la hierbabuena, la extrañeza me duró un segundo, porque al momento sabía que hacer, el mes pasado el ingrediente fue el Kiwi y ese si que no supe como meterlo en un macaron, pero con la hierbabuena era fácil.

Yo no conozco un dulce que sea tan extremadamente versátil, en los últimos tiempos me he vuelto muy conservadora en cuanto a los sabores de los macaron y prefiero hacerlos en tonos naturales y con sabores naturales.
Pero he de decir que he caído rendida a los pies de estos Macarons.




Hace unos días hice unos de Piña colada rellenos de chocolate blanco y son de escándalo también, piensa la combinación que más te guste y la puedes realizar en un macaron, siempre, siempre quedan bien.

Algunos seguidores me han preguntado que como conseguí ese color….y sinceramente si lo tuviera que repetir no se si podría…jeje.

Mi amiga Glo me dejó un verde Kiwi de Sugarflair, pero era tan clarito que iba a necesitar todo el bote y no era plan. Así que cogí el verde Green de Sugarflair y el Amarillo Limón, y ahí le fui dando hasta que me gustó el color.

A la coquille antes de hornear le espolvoreé un poquito de azúcar moreno para que recordaran a un mojito con  su azúcar, pero además le dan un toque crunch muy agradable.





Macarons:

Para el mazapán:

150 grs de azúcar glas

150 grs de almendra molida

55 grs de clara de huevo, no valen las claras pasteurizadas, porque esas llevan muchos químicos y algo de agua y se desmontan al mezclarlas con el mazapán, lo que se llama macaronage.
La ralladura finita de dos limas, sin la parte blanca y con el rallador más fino que tengas.

Para el merengue italiano: Imprescindible un termómetro, no son caros el mío me costó unos 8€.

150 grs de azúcar blanca

50 grs de agua

55 grs de claras

15 grs de azúcar 

Empezamos haciendo el merengue italiano.

Pon en un cazo el agua con el azúcar, llévalo a ebullición e introduce tu termómetro, cuando veas que alcanza los 1000 empiezas a mezclar en tu batidora a tope las claras con los 15 grs de azúcar, si no tienes una batidora tipo KA, necesitarás que alguien te ayude, pero siempre hay voluntarios no?

Cuando el almíbar alcance los 1180 lo apartas del fuego y sin dejar de batir, pero bajando la velocidad,   se lo incorporas al merengue en forma de hilo.

Una vez incorporado el almíbar, sin dejar de batir, tienes que dejar que se enfríe, a unos 350 , aquí hay opiniones, unos dicen más o menos grados, pero yo lo que hago es que toco el vaso de la batidora y cuando noto que está pelín más frio que mis manos paro de batir, es que ya no es tan fácil medir eso con termómetro, pero ese truqui no me ha fallado nunca.

Mientras esperas a que se enfríe tu merengue, vamos a hacer el mazapán.





ELABORACIÓN DEL MAZAPÁN:

Si tienes Termomix, pulveriza la mezcla de almendra y azúcar glas, sino puedes hacerlo con cualquier picadora.

Luego pásala por un colador, cuantas más veces mejor, porque así evitaremos lo que yo llamo el antiestético granito, en vez de  parecerse en aspecto a la cáscara de huevo, se quedará rugoso.

Incorpórale con una lengua de cocina las claras, y en este caso tambien la ralladura, recuerda de hacerlo mientras se enfría el merengue, porque sino te quedará demasiado seco y será muy difícil el macaronage. Trabaja bien este mazapán, que quede bien suave y cuando acabes tápalo con film alimentario.
 

Este es el momento de poner el colorante, en gel o en pasta, o en polvo, nunca los líquidos, estos que vienen en un paquetito de tres, azúl, rojo y amarillo…levan demasiado agua…y esta vez, de verdad, que eso no me pasó nunca a mí, y me lo han contao…jejeje.

Aquí puedes mezclar sin miedo, hasta que veas todo bien incorporado.

Tienes que tener en cuenta que al incorporar el merengue el color baja de intensidad, así que déjale el color un poco más subido de lo que quieres conseguir.

El momento crucial, ha llegado, la hora de macaronear, es decir de mezclar.

Basicamente debe caer a pegotones de la lengua pero de manera fluida…si eres alumno aventajado, puedes macaronear un poco más y llegar al punto de cinta, que cae sin pegotones y de manera fluida de manera lenta.

Mejor quedarse corto que pasarse de macaronage, aviso…jeje

 Pon una boquilla redonda del 12 de wilton o una de 1cm y llena la manga pastelera.

Pon papel de hornear o teflón sobre tu bandeja de horno y haz círculos, presiona la manga sin apoyar en el tapete y cuando veas que llega al borde del circulo deja de presionar y haz un pequeño giro.

Déjalos secar o hacer piel, unos 20 minutos o  media hora, pero haz la prueba tocando el macaron si no se pega en el dedo es que está.

Aunque si has batido el merengue durante 10 minutos puedes meterlos antes.

Yo pongo el horno con ventilador a 1400 11 min. Pero esa soy yo y mi horno, lo mejor es probar, Ruben recomienda menos grados y más tiempo…es cuestión de ir probando y ver lo que da mejor resultado.

De todas formas, puedes levantar el macaron de la esquinita y ver si se despega bien, sino déjalos otro minuto…pero poco más porque si te pasas de horno los macarons empiezan a amarronear,  se quedarán muy secos y sin mollita.

Conviene hacer las galletitas 24 o 48 de consumirlos y de rellenarlos, para que al morderlos no se peguen a los dientes…cosa que es de agradecer por muy buenos que estén…

Los tapas bien y al frigo, o incluso los puedes congelar.





RELLENO (yo hice dos recetas y media ):

INGREDIENTES:

75gr de chocolate blanco

20gr de nata para montar

20ml de lima exprimida

20ml de ron, aunque estos dos últimos ingredientes van un poco al gusto, pero ten cuidado que si te pasas de líquido no tendrá la textura necesaria para usar con la manga.

Un puñado al gusto de hojas de hierbabuena finamente picadas.


ELABORACIÓN:

En un cazo funde a fuego lento el chocolate y la nata, pero no se te ocurra irte a hacer otra cosa, porque entonces se te quemará y dejarás el fondo del cazo negro como el betún y te dejarás la mano rascando…

Añade el zumo de lima y el ron. Incorporar la hierbabuena. Llevar a la nevera para que coja cuerpo y puedas meterla en la manga.

Rellena las coquillas y a disfrutar!




Os dejo con el verdadero pedacito de cielo:
“Yo soy la luz del mundo. Si me seguis, no tendreis que andar en la oscuridad porque tendreis la luz que lleva a la vida" Jn 8:12



Image and video hosting by TinyPic